Estilo de vida

El A, B, C del orgasmo femenino

24/01/2019, a las 00:01


Dicen que los grandes placeres de la vida se disfrutan mejor en dosis pequeñas. Quizá por ello el orgasmo dura solo unos cuantos segundos. Y aunque seguramente has experimentado más de uno, tal vez no conoces muchos datos sobre esa, la cuarta fase de la respuesta sexual humana.

 

Clasificación

Aunque sexólogos y médicos no se ponen de acuerdo y todo el tiempo se publican estudios que refutan al anterior, la gran mayoría coinciden en dividirlo en dos:

  1. Clitoriano: Se alcanza con la estimulación del clítoris.
  2. Vaginal: Sucede durante la penetración y además del clítoris se estimula todo el complejo vaginal.

Este último es mucho menos común ya que solo un tercio de las mujeres asegura alcanzarlo durante el coito. El clítoris es la única parte del cuerpo que no cumple otra función que proporcionar placer así que ¡a dárselo!  Por cierto, hay mujeres que pueden alcanzarlo simplemente con la estimulación de los pezones.

No es para todas

Anorgasmia es el término con el que se conoce a la inhabilidad para alcanzar el orgasmo y se estima que le pasa al 10% de las mujeres. Las estadísticas también sugieren que 1 de cada 3 tiene problemas para alcanzarlo durante el sexo. Según un estudio publicado en The Journal of Sexual Medicine, las mujeres homosexuales tienen menos problemas ya que experimentan uno el 74.7% de las veces que tienen relaciones frente al 61.6% de las heterosexuales.

Eso sí, para ellas es mucho más fácil que para los hombres experimentar varios orgasmos de forma sucesiva, capacidad conocida como multiorgasmia.

Mejora con el tiempo

Con el transcurrir de los años vamos liberándonos de complejos y aprendemos a conocer mejor nuestro cuerpo, por lo que también sube la calidad de los orgasmos. Según datos de un estudio de la Universidad de Indiana, el 61% de las mujeres de entre 18 y 24 años experimentó un orgasmo la última vez que tuvo relaciones, el 65% de las que ya habían pasado los 30 y el 70% de las mayores de 40.

*** Artículo por Silvia Olmedo, psicóloga, experta en divulgación y escritora. Puedes seguirla en Facebook, Twitter e Instagram.

Deja tu comentario

Webs de PRISA

cerrar ventana