El local que vio por primera vez a Pablo Alborán y Vanesa Martín cierra sus puertas

El Harén, la tetería que ha visto crecer a artistas malagueños

Ana Pérez
Archivado en: Pablo Alborán  •   Vanesa Martín  •  

El Harén echa el cierre definitivo. La tetería del pleno centro de Málaga ha apagado sus luces para siempre después de 22 años abierto. Esta noticia deja huérfana a artistas como Vanesa Martín, Pablo Alborán, El Kanka e incluso Dani Rovira, ya que en este local se iniciaron en el mundo de la música.

En 1999, El Harén abrió sus puertas en una de las calles más desangeladas de la ciudad, pero, gracias al buen trato, se convirtió en todo un referente del panorama cultural de Málaga. Por desgracia, el coronavirus y las terribles consecuencias económicas que ha dejado han provocado que el propietario del local se haya visto obligado a cerrar de forma definitiva.

Por el escenario de este establecimiento han debutado cientos de artistas malagueños. Pablo Alborán y Vanesa Martín fueron algunos de los primeros. Pero, el humorista Dani Rovira comenzó ahí con un cuentacuentos cada dos viernes. Además, El Kanka actuaba con su anterior grupo Doctor Desastre.

Por si fuera poco, dentro de El Harén se han celebrado todo tipo de charlas literarias, presentaciones de libros y exposiciones.

La despedida del local que vio ‘nacer’ a Pablo Alborán y a Vanesa Martín

El dueño, Javier Lozano ha reconocido que era un lugar mágico que recogía todo tipo de clientela, incluso políticos se acercaban a disfrutar de este establecimiento. Para él, todo tiene un principio y un final, y «Hacía falta dar el paso para renovar e innovar y eso significaría cambiar de la esencia y estilo de El Harén», confiesa.

Reconoce la decisión de cerrarlo ha sido dura y no descarta volver a abrirlo en un futuro, o incluso escribir un libro de vivencias que han ocurrido dentro del local.

Recuerda con cariño que por estas cuatro paredes han pasado artistas que no podrá olvidar, como Pablo Alborán. «Me lo trajo un amigo del Liceo Francés que era profesor de Educación Física y decía que era un joven que cantaba muy bien. Recuerdo que en el cartel no ponía ni Alborán porque eso vino a los meses».

También no olvida a Vanesa Martín, la cual eligió este local para realizar sus dos primeros conciertos, si bien «no recuerdo el motivo, pero tal vez se lo diría algún amigo».

En su carta de despedida incluye que la filosofía de El Harén siempre ha sido disfrutar de la vida y ofrecer a los clientes escapar de la rutina y encontrar la paz y la armonía, tan necesarias dentro del mundo actual.

MÁS SOBRE: