Trucos para aprovechar la piel de la manzana

No tires su piel, tiene muchos usos que te contamos

anamas

La manzana es una de las frutas más completas, contiene minerales, fibra, vitaminas y agua. Además de tener un bajo contenido calórico, tan sólo 52 calorías por cada cien gramos.

Sin embargo, el problema es que contiene bastante azúcar, diez gramos por cada cien, y la verdad es que este se ha convertido en un gran enemigo para la salud. Por eso, muchos abogan por reducir su consumo en dietas de adelgazamiento, pero no hay motivo para hacerlo ya que el azúcar de la fruta no tiene nada que ver con el de la bollería o refrescos.

Su consumo no te hará engordar, todo lo contrario, la manzana es saciante y tiene fibra por lo que controla el apetito, aunque eso sí, su consumo no adelgaza, no te hace gastar energía.

Hoy no te vamos a hablar de sus valores nutricionales, que son muchos, sino de la forma de no desaprovechar ninguna de sus partes incluida la piel. Te contamos cómo puedes utilizarla, por ejemplo, en la limpieza de tu hogar.

Piel de manzana, sus usos

Getty

Uno de sus usos más desconocidos es que sirve para limpiar el aluminio sin tener que usar productos químicos. El ácido que la manzana tiene en su cáscara, actúa como desengrasante y facilita así la eliminación de manchas en cuchillos, tenedores y sartenes de aluminio. ¿A que no lo sabías?

Para limpiar el aluminio debes meter los utensilios en agua con las cáscaras de las manzanas y dejar que hierva a fuego lento durante 30- 40 minutos. Después repasa las manchas con un trapo húmedo y quedará como nuevo.

Pero este no es el único uso de la piel de manzana, también puedes hacer vinagre de manzana en casa. Solo tienes que meterlas en un frasco hermético junto a los corazones de la manzana y dejar reposar junto a agua y azúcar en una proporción de 400 ml de agua por cada 200 gramos de manzana y dos cucharadas de azúcar o miel.

Puedes hacerte también una deliciosa infusión de manzana, para ello pon en un cazo con agua y una ramita de canela a fuego lento, después añade las cáscaras de manzana y deja hervir todo cinco minutos.

MÁS SOBRE: