Los nervios traicionan a Rosa López en Las Campanadas

Un pequeño viaje en el tiempo

Alvi Ferrante

Los nervios, la emoción y la cabeza nos pueden jugar una mala pasada dejando a la veteranía en un segundo lugar. Presentar Las Campanadas es un auténtico honor para cualquier anfitrión. Este año, entre todas las posibilidades, pudimos disfrutar de nuestra querida Rosa López dando la bienvenida al 2022 desde Trece TV junto al periodista Antonio Jiménez.

La cantante deslumbraba desde Granda con un despampanante vestido rojo brillo-brilliUna prenda que según informaba Rosa, iba a subastar con fines benéficos: lo recaudado se destinaría a Cáritas Granada, ciudad desde donde presentaba Las Campanadas del Canal. Así lo explicaba desde su perfil de Instagram: «Este vestido va directo para que puedan pujar por él a beneficio de #CaritasGranada y no sabéis cómo me enorgullezco de mis amigos, por como amigos tela y es que como profesionales, ya lo podéis ver».

Los nervios juegan una mala pasada a Rosa López

Poco antes de dar la bienvenida en el nuevo año, la granadina daba un salto en el tiempo: “Estamos deseando que este 2002, después de pasar este año de transición”. Está claro que desde que el COVID comenzó, el tiempo ha cobrado una nueva dimensión y no sabemos ya ni en qué año estamos.

Lapsus aparte, la granadina lució brillante y estuve más que a la altura para su cometido. Estamos seguros de que estas no serán las únicas Campanadas que presentará a lo largo de su carrera.

El lapsus de María Teresa Campos

Han sido muchos los que, en ánimo divertido, recordaban un pequeño tropiezo que también tuvo tiempo atrás la veterana María Teresa Campos.

En este caso, la presentadora de Telecinco hacía un viaje al futuro, saltando del año 2016 al 2216 en la felicitación del año nuevo que protagonizó desde ¡Qué Tiempo Tan Feliz!

MÁS SOBRE: