Estilo de vida

Cómo pasar las Navidades y no engordar 5 kilos en el intento

13/12/2018, a las 10:30


El turrón, los piñones, los bombones y los polvorones. La Navidad es una época repleta de amor, buenos propósitos… y también tentaciones. La satisfacción de brindar en familia queda empañada cada año por tu principal temor: terminar las vacaciones con cinco kilos más.

Si lo que le has pedido a los Reyes es el súper poder de no engordar en estas fechas, ¡deseo concedido! Aunque, ya sabes, antes has de portarte bien para merecerte tu regalo. Y eso pasa por seguir estas claves que te mostramos a continuación. Evita salirte del camino, pues sus Majestades de Oriente podrían dejarte carbón bajo el árbol. Y como sea dulce, ya la hemos liado.

Trucos para decir adiós a los kilos de más en Navidad

Esta época no está hecha para sufrir contando calorías, sino para exprimir al máximo nuestro tiempo con los seres queridos. La cena de empresa, el reencuentro con los amigos y la comida con tus compañeras de yoga antes del fin de año no ayudan a darle un descanso a tu estómago. Eso sí, aplicando estos trucos, no tendrás que temer por tu figura:

1. No ensayes la cena de Nochebuena en noviembre

Los langostinos y el cordero están muy bien en el congelador, esperando su momento. Ahora bien, ni se te ocurra comprar con antelación los dulces. Acabarás celebrando las fiestas un mes antes.

2. Bebe mucha agua

Al menos dos litros diarios. También son válidas las infusiones. Una buena táctica es ingerir dos vasos antes de comer. Sentirás el cuerpo saciado y engullirás menos.

3. Modera el consumo de alcohol

Para que te hagas una idea, puede engordarte más que una comida suculenta. Mójate los labios cuando sea necesario (después de las uvas, por ejemplo).

4. No te prives de nada en las fechas señaladas

Si el resto de los días sigues con tu dieta habitual, no notarás cambios excesivos en tu cuerpo tras las fiestas.

vía GIPHY

5. Di adiós al ayuno

Dejar de comer nunca es buena opción. Tu cuerpo necesita nutrientes y someterlo al ayuno pasará factura con la ingesta de más alimentos, el aumento de estrés o el efecto rebote.

6. Realiza cinco comidas diarias

Este punto está relacionado con el anterior. Reparte tu alimentación en estos días en cinco partes para seguir con tu rutina del resto del año. Llegarás a la cena saciado y no te pegarás ese atracón que irá directo a tu cintura.

7. Rechaza la comida precocinada

​Nada mejor que preparar el menú en familia. Además de fomentar los lazos familiares, estarás optando por una propuesta mucho más sana. Tu figura te lo agradecerá.

8. Apuesta por el ejercicio

Camina todo lo que puedas, sal a correr o sube las escaleras. No hace falta una jornada maratoniana en el gimnasio. Estos pequeños gestos cuentan.

9. Haz que el plato de postre sea tu amigo

Si te sirves en un recipiente más pequeño, las cantidades también serán más pequeñas. Al final, todo lo que tengas en el plato acaba en tu estómago, así que mejor prevenir.

10. Postre o turrón. Las dos cosas, no

Nada de tomarte un helado de chocolate para pasar después al turrón. Si vas a incorporar a tu menú a este último amigo, elige una pieza de fruta en lugar del helado.

Las actividades en familia

Quizás no lo hayas pensado, pero los planes familiares pueden ser tus verdaderos aliados en tu lucha estas Navidades. Salir a patinar, organizar una excursión a la montaña, disfrutar de la tarde de Nochebuena paseando por las calles mientras contempláis el alumbrado navideño… Las actividades en grupo con los que más quieres dotarán a tus Navidades de un carácter más saludable.

Siguiendo estas recomendaciones, esta será tu primera Navidad en la que no sufrirás por tu reencuentro con la báscula.

Deja tu comentario

Webs de PRISA

cerrar ventana