Miguel Ángel Muñoz desvela el infierno que pasó durante el confinamiento: «Experimenté el dolor más grande»

Nuria Serena
Archivado en: Malú  •  

Siete meses, que se dice pronto, son los que nuestro querido Miguel Ángel Muñoz lleva luchando con un grave problema de salud que le hace sufrir un dolor inhumano.

Según publica el portal Divinity.es los tres meses de confinamiento no hicieron más que agravarlo aunque afortunadamente ahora la situación ha comenzado a remitir.

El actor ha retomado sus entrenamientos, poco a poco, y por eso, tras su intento de recuperar la normalidad ha querido desvelar a sus seguidores en redes sociales lo que vivió y sufrió para infundir un mensaje de esperanza: trabajando y luchando podemos recuperarnos.

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Hoy es otro gran día! 🙌🏻 Hace 7 meses una contractura me empezó a hacer la vida imposible y debido al confinamiento no pude tratarme como necesitaba. El no poder salir de casa (de la de mi Tata) sumado al estrés del confinamiento, la responsabilidad y la falta de descanso, derivaron en un diagnóstico el 24 de Junio de 2 hernias discales cervicales entre las vértebras “C5-C6” y “C6-C7”. Una de ellas me tiene pinzado el nervio y aparte del dolor más grande que nunca habia experimentado se llevó la fuerza de todo mi brazo izquierdo incluyendo el tríceps y el pectoral. La solución para los neurocirujanos era tan sencilla como operar, quitar el disco y poner otra pieza. Pero en mi columna, debido a una artritis degenerativa y la cantidad de protusiones que tengo quizá no era la mejor idea. Hasta que no pasé por la unidad del dolor a que me pincharan no empecé a ver la luz y 111 días después de rehabilitación continua, 6 días de natación a la semana + entreno funcional y bicicleta otros 5 días, físio y quiropractico, vuelvo a ver la luz! 🙏🏻 Empiezo a recuperar la fuerza en el brazo izquierdo y poco a poco voy estando en forma para recuperar la vida deportiva que me hace tan feliz! 😊 Hoy mis primeros 4K y espero que dentro de poco pueda volver a practicar Yoga! 🤞🏻 #Gracias a todos los profesionales que me habéis y estáis ayudando en el camino! @peluchenestor @amaroycastillo_fisioterapia @sergio_pellon & @metropolitangym (Fernando y Ángel) mi quiropráctica Evelyn #Fisiomadrid (Marco y Míguel Ángel) y todo el equipo de @gofit_es (José, Diego y Cía). 💪🏻

Una publicación compartida de Miguel Angel Muñoz (@miguelamunoz) el

 

La maldita contractura….

 

“Hace 7 meses una contractura me empezó a hacer la vida imposible y debido al confinamiento no puede tratarme como necesitaba... El no poder salir de casa (de la de mi Tata) sumado al estrés del confinamiento, la responsabilidad y la falta de descanso, derivaron en un diagnóstico de 2 hernias discales cervicales», apunta.

Precisamente hace unas semanas conocimos que Malú tuvo que acudir al hospital por el mismo motivo: el dolor causado por una hernia discal que padece y que la incapacita para desarrollar su vida con normalidad durante semanas.

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

🌊🏊‍♀️ #workinprogress 💪🏻🙏🏻🤞🏻

Una publicación compartida de Miguel Angel Muñoz (@miguelamunoz) el

A Muñoz le diagnosticaron las hernias en junio y no solo eso, le advirtieron de que una de ellas le había pinzado el nervio. Por eso sentía ese dolor punzante, inhumano y la fuerza de su brazo izquierdo se había perdido.

Aunque los neurocirujanos le recomendaron operarse, el ganador de MasterChef desechó esa alternativa ya que padece artritis degenerativa y tiene varias protusiones en la columna vertebral. El tratamiento lo recibió en la unidad del dolor. Tras varias sesiones, Miguel Ángel confiesa «empecé a ver la luz”.

Tres meses largos de rehabilitación

Sacrificio, trabajo y actitud durante 111 días de continua rehabilitación han dado como resultado que Miguel Ángel comience a recuperar su vida y retomar su actividad deportiva.

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Como diría mi querido @palomo_espn #NosPonemosLasPilas 💥 #Feliz es poco! ☀️

Una publicación compartida de Miguel Angel Muñoz (@miguelamunoz) el

 

La manos del fisioterapeuta y el quiropráctico han permitido que comience a recobrar la fuerza en el brazo izquierdo y estar poco a poco en forma para recuperar la vida deportiva que tan feliz le hace.