La DGT estudia crear un nuevo carné de conducir para adolescentes

Se trata del B1 y funciona en otros países europeos

anamas

Cada año la DGT trata de actualizar y mejorar la movilidad en España y con esa intención precisamente quiere implantar el carné de conducir B1. 

Se trata de un carné que ya está vigente en muchos lugares de Europa pero que en España todavía no existe. De hecho la Unión Europea lo validó en 2006. Un documento que permitirá que los jóvenes de 16 años puedan conducir cuadriciclos pesados, vehículos pequeños, que contaminen poco y que tengan de potencia máxima 20,4 CV d. 

Un punto a favor en caso de que se llevase a cabo esta modificación es que permitiría el acceso a la movilidad eléctrica de los jóvenes desde los 16 años. Es el paso previo a tener el carné B, que permite conducir turismos. 

La DGT estudia crear un nuevo carné de conducir, Pera Navarro decidido

La consultora PONS Seguridad Vial y la Asociación Empresarial para el Desarrollo e Impulso de la Movilidad Eléctrica (AEDIVE) ha hecho la propuesta a la DGT a favor de que se instaure en España, ya que así se lograría “un acceso racional y escalonado a la conducción de automóviles”. 

Además según la revista El Motor, el director de la DGT, Pere Navarro, está negociando con varias personalidades del sector para que la propuesta sea una realidad en breve. 

Navarro aseguraba que “estamos abiertos a implantar el permiso B1 en España”, pero todavía quedan pasos para implantarlo definitivamente. 

En definitiva el B1, apto para menores de 18 años (y mayores de 16) y que permitiría el acceso escalonado y racional a la movilidad eléctrica. Los menores podrían acceder así a vehículos más seguros y menos contaminantes que los ciclomotores. 

Además con la implantación del B1 se cumplirían los los objetivos europeos en materia de reducción de emisiones, ya que la mayoría de los cuatriciclos pesados son eléctricos. 

Según los datos del INE, la creación de este nuevo carné de conducir permitiría que más de un millón de nuevos conductores accedieran a las carreteras. De esta manera se lograría que la incorporación a las carreteras y al tráfico de los más jóvenes fuera de forma gradual y aprendiendo de la movilidad eléctrica. 

 

MÁS SOBRE: