Pablo López y Antonio Orozco

El regalo de Pablo López a Antonio Orozco que ha emocionado a todos

Ambos comparten una bonita amistad de la que nos hacen testigos

Noelia Bertol
Archivado en: Antonio Orozco  •   Pablo López  •  

Pablo López y Antonio Orozco son mucho más que dos compañeros de profesión. Son grandes amigos, y de hecho su relación se asemeja más bien a la de dos hermanos. Por eso, incluso cuando tienen que ejercer de rivales, son incapaces de enfrentarse entre sí.

Así lo han demostrado una vez más en La Voz, donde ambos ejercen de coaches y tienen que formar sus equipos con las voces que pasan por las audiciones a ciegas. La de Álvaro Santos era una voz muy codiciada, pues los cuatro artistas se dieron la vuelta y trataron de conseguir que el concursante formara parte de sus equipos.

Aquí fue cuando cada uno de ellos sacó a relucir sus distintas armas de ‘seducción’ para hacerse con el talent, y Pablo López optó por sacar la guitarra e interpretar para él Siempre fue mucho más fácil, tema del propio Orozco. «Yo voy a intentar decirte lo que me pasa contigo con una canción de Antonio Orozco«, advertía el malagueño.


A pesar de no haber tocado nunca antes el tema, López se dejó llevar y una vez más hizo gala de su talento. Este incluso modificó parte de la letra para adecuarla a la situación y personalizarla para Álvaro: «Siempre fue mucho más fácil decir te quiero en mi equipo que tener que imaginárselo«. 

Antonio Orozco, emocionado ante el regalo de Pablo López

 

Nada más terminar, Antonio Orozco se levantó de su silla y fue en busca de su amigo para agradecerle con un abrazo este bonito gesto. «Vamos, yo me iría con Antonio del tirón«, subrayaba el de Málaga. El de Mi héroe no podía contener la emoción y juraba que este era «uno de los regalos más bonitos que me han hecho en la vida«.

«¿Estás llorando?«, le preguntaba Laura Pausini. «Estoy intentando no llorar«, respondía Orozco con la emoción contenida. Finalmente López consiguió hacerse con la voz del concursante, y es que ante tal momentazo nadie puede resistirse.

MÁS SOBRE: