Ana Guerra y Victor Elías

El requisito de Ana Guerra y Víctor Elías a los invitados de su boda para poder asistir

Los móviles deberán quedarse fuera

Noelia Bertol

Tan solo quedan unos meses para que Ana Guerra y Víctor Elías se den el ‘sí, quiero’. La pareja pasará por el altar el próximo 31 de octubre en una ceremonia que tendrá lugar en la finca Prados Moros, en Guadarrama. Aunque se conoce la fecha y el lugar, lo cierto es que no están trascendiendo muchos detalles de su enlace, algo de lo que ellos se están encargando junto a una wedding planner.

Y es que la pareja ha tomado una decisión sobre los móviles en su boda: estos deberán quedarse fuera. «No están permitidos los móviles. Lo llevas y lo dejas«, revelaba la artista canaria en una conversación con su amigo y compañero de OT 2017, Agoney. Una decisión que recuerda a la que tomaron también Tamara Falcó e Íñigo Onieva en su enlace. En el caso de estos los móviles estaban prohibidos porque había contratos de exclusividad con una revista, si bien no sabemos si ocurre lo mismo con la cantante y el músico.

 


Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por ANA GUERRA (@anaguerramusic)

La Reina Letizia, invitada a la boda de Ana Guerra y Víctor Elías

Quizá esta decisión de no utilizar los móviles durante el enlace es una manera de que los invitados, entre los que se encontrarán numerosos rostros conocidos del mundo de la música, se encuentren cómodos y disfruten del día. Entre esos invitados podría estar nada más y nada menos que la Reina Letizia, quien es tía de Víctor Elías. No obstante, no se sabe si la monarca aceptará la invitación o podrá asistir.

Una boda que estará oficiada por Fran Perea, con quien Elías compartió aventura en Los Serrano y cuya relación han mantenido en el tiempo como los hermanos que fueron en la ficción. Víctor está muy implicado en la preparación de su boda, teniendo en cuenta cada detalle. «Como yo he tocado mucho en bodas con los grupos de versiones con los que trabajo, hay mil cosas que he visto y tengo clarísimo qué no quiero hacer. Pero claro, hay cosas que no hay otra manera de hacerlas«, ha confesado el director musical.

MÁS SOBRE: