La última poesía de Isidro Montalvo llega con una reflexión sobre los aguinaldos

Rodrigo Díaz

Una pena que este que escuchamos ahora sea el último poema navideño del año, ¡si eran preciosos!


 

 

 

Con un título poco currado -todo hay que decirlo-, la historia que narra sí va a estar cargada de emotividad, contando esa ilusión que todos hemos tenido de pequeños cuando se acercaba la Navidad.

«Pronto será Navidad, llegarán las vacaciones, cantaremos villancicos y comeremos turrones», arranca esta última poesía navideña del 2020 por parte de nuestro compañero. Unos versos que le han ayudado a recordar la época de las propinas y de los aguinaldos.

Parece que las tornas han cambiado con el paso de los años, y es Isidro Montalvo ahora el que presta el dinero que lleva suelto a sus familiares. Y tú, ¿también te quedabas «hipnotizado» con la época del aguinaldo?

CONTENIDO PATROCINADO