Entre los mejores quesos del mundo, hay uno que encuentras en el super

Cuesta menos de dos euros y se vende en Mercadona

anamas

Se acaban de celebrar en Oviedo la edición número 33 de los World Cheese Awards,  la mayor competición de quesos del mundo, a la que se han presentado  más de 4.000 variedades de quesos de todo el mundo, tiernos, curados, de vaca, de oveja, de cabra…¿Sabes cual es el mejor queso del mundo?, te lo contamos.

Ocho horas de cata y 16 jueces se necesitaron para elegir entre más de cuatro mil aspirantes el mejor queso del mundo. Pues bien ha sido un queso español, concretamente de Jaén, el queso de Olavidia de la quesería Quesos y Besos, el que ha salido elegido como el mejor de todo el certamen y de todas las categorías.

Un queso creado por un  matrimonio que pastorea sus cabras malagueñas en la sierra jienense consiguiendo una leche de una calidad suprema con la que elaboran sus quesos artesanos.

Y los mejores dentro de su categoría son…

Además otros veintiséis quesos españoles han recibido la insignia super gold, esto es el galardón como los mejores dentro de su categoría. Y en esta categoría estaban dos quesos que puedes adquirir en Mercadona: el queso mezcla Viejo Tostado que fabrica la quesería vallisoletana Entrepinares y que se comercializa bajo la marca blanca Hacendado y la crema de queso Camembert de Hacendado.

La empresa cántabra Quesería Lafuente es la encargada de fabricar este queso que Mercadona vende en envases de 150 gramos por solo 1,35 euros. Es un queso untable elaborado un 50% de queso Camembert (el queso de vaca originario de la región francesa de Normandía) , al que se le añade mantequilla y proteína de leche para hacerlo mucho más cremoso.

Los cien gramos de la tarrina de Camembert de Hacendado tienen 218 kilocalorías y un porcentaje de grasa relativamente bajo, un 18%, un 13% de proteínas y sólo un 1% de sal.

Y es que normalmente los quesos tiernos tienen menos calorías que otro tipo de quesos, esto es debido a que pasan mucho menos tiempo curándose y por ello tienen mayor volumen de agua, con lo que el número de calorías y de grasa disminuye. Por ejemplo el queso de Burgos, por ejemplo, tiene solo 190 kilocalorías ya que un 70% del mismo es agua.

El Camembert concretamente es una de las cinco variedades de queso que menos calorías tiene de todo el mundo junto con la mozzarella, el queso feta, el queso de Burgos y el requesón.

MÁS SOBRE: