Dani Martin

Dani Martín y su nuevo método para calmar los nervios ante un concierto

"No me he comido a ningún gurú, solo estoy aprendiendo cómo me siento mejor"

Noelia Bertol
Archivado en: Dani Martín  •  

Dani Martín trabaja cada día en crear la mejor versión de sí mismo, un ejercicio que no lleva a cabo tanto por los demás como por él mismo, con quien tiene que convivir cada día.

Tras criticar las redes sociales en su tema La mentira, Dani Martín ha convertido las suyas en un cajón de reflexiones a través de las que se muestra honesto con las realidades de su vida, sean estas más o menos agradables.

Ha visibilizado los problemas de salud mental, ha lanzado mensajes de aceptación mostrando su rostro afectado por la rosácea, y ahora ha compartido otro cambio que ha experimentado en los últimos meses.

El deporte, el nuevo suministro de energía de Dani Martín

 

Dani Martín ha confesado que, años atrás, antes de salir al escenario y enfrentarse al público durante dos horas para ofrecer su concierto se tomaba unos tragos. El artista ha querido cambiar esta rutina, dejando a un lado el alcohol para cuidar su salud.

Pero de alguna manera tenía que sustituir ese elemento que le hacía aguantar toda esa adrenalina y desgasta de energía. El artista ha encontrado en el boxeo la mejor forma de activarse antes de un concierto. Así lo revelaba en sus redes:

«Esto es lo que he hecho antes de salir a cantar en esta gira«, expresaba el artista junto a una imagen en la que aparecía guanteando con la ayuda de un compañero. «Después de 20 años tomándome un vino o unos gin tonics antes de salir a cantar, a veces varios, este año he encontrado la manera que me hace salir con aplomo, seguridad y sin nervios, con mariposas, con respeto a mi oficio, controlando todo y, a veces, emocionado de manera real.«, agregaba el artista.

Estos meses atrás Dani Martín ha estado recorriendo España en el ámbito de su gira Qué caro es el tiempo, en la que ha vuelto a reencontrarse con las canciones de El Canto del Loco, muchas de las cuales recuperó en su disco homenaje No, no vuelve.

«Cada cual tiene su manera y la respeto, pero a mí esta me hace más feliz y me ha hecho disfrutar de lo que más me gusta«, continuaba, asegurando que no se había comido a ningún gurú ni se creía ejemplo de nada, pero orgulloso de lo que ha conseguido.

«Que no me he comido a ningún gurú, que no, que solo estoy aprendiendo cómo me siento mejor. Repito, cada uno que haga lo que quiera, esto es solo una vivencia más que aquí vomito», cerraba.