semana santa planes hijos

Los mejores postres para hacer con tus hijos en Semana Santa

Huevos de Pascua, Torrijas o Monas de Pascua son una buena opción

Ana Más

Se acercan las vacaciones de Semana Santa, una época en la que padres e hijos pueden compartir algo más de tiempo juntos. Unos días para salir de la rutina, disfrutar de la naturaleza, de los paseos y los juegos al aire libre, pero debemos de tener en cuenta que cabe la posibilidad de que el tiempo no nos acompañe y para ello estar prevenidos con algunos planes para hacer juntos en casa.

La cocina sin duda es una buena alternativa ya que son muchas y muy variadas las opciones que esta nos ofrece para estas fechas. La más sencilla y socorrida, además de fácil para hacer con ellos son las torrijas. Para hacerlas necesitas:

  • 20 rebanadas de pan para torrijas
  • 1 litro de leche
  • 100 gramos de azúcar
  • 1 canela en rama
  • 1 litro de aceite de oliva
  • 2 huevos 

Moja las rebanadas de pan en leche con azúcar y canela hasta que se empapen bien, pero sin que se deshagan. Luego las pasamos por huevo batido y las freímos en aceite muy caliente. Las dejamos escurrir y las pasamos por azúcar y canela. Sólo queda disfrutar de ellas.


Postres para hacer con tus hijos en Semana Santa: monas y huevos

Huevos de Pascua

Otra bonita y decorativa opción es hacer Huevos de Pascua. Puedes decorarlos tú mismo con tus niños. Necesitas una cartulina blanca, un rotulador negro, tapones de corcho y pinturas de dedo.

Dibuja la forma del huevo con el rotulador sobre la cartulina, pídeles a los niños que metan el extremo del corcho en la tapa de la pintura y lo empujen contra la cartulina. Puedes hacer rayas y otros diseños. Déjalos secar y podrás usarlos como originales postales. ¡Así de fácil y decorativo!

En lugares como la Comunidad Valenciana, Cataluña, Murcia, Aragón o Baleares es típico hacer la Mona de Pascua. Aunque no vivas ni seas de ninguna de ellas, puedes probar a hacer una.

Necesitas:

  • Para el prefermento
    • 100 gramos de harina de fuerza
    • 60 mililitros de agua
    • 12 gramos de levadura fresca de panadería
  • Para la masa
    • 400 gramos de harina de fuerza
    • 12 gramos de levadura fresca de panadería
    • 6 huevos
    • 200 gramos de azúcar
    • 80 gramos de aceite de oliva
    • Un poco de ralladura de naranja
    • 15 mililitros de agua de azahar
    • Una pizca de sal

Mezcla la noche anterior la levadura, el agua y los 100 gramos de harina, déjalo reposar con papel film en la nevera. Mezcla en un bol tres huevos, aceite y agua de azahar, a esta mezcla añádele el prefermento (lo que hemos preparado la noche anterior), la naranja, la levadura, 150 gramos de azúcar y remueve.

Ponlo sobre una encimera y amasa hasta obtener una masa elástica que pondrás en un bol y taparás con un trapo en un lugar cálido para que doble así su tamaño.

Divide la masa en dos y haz un hueco en el centro donde pondrás un huevo. Tapa y deja reposar hasta que doble su volumen de nuevo. Pinta tu mona con un pincel y huevo batido, añade azúcar con agua de azahar y ponlo una media hora en la parte de abajo del horno precalentado a 180 grados.

MÁS SOBRE:

CONTENIDO PATROCINADO