Sí, se puede morir de felicidad: así es el “síndrome del corazón feliz”

Un aficionado de Argentina fallecía por esta causa tras el Mundial

Ana Más

Hace unos días trascendía la noticia del fallecimiento de un joven después de que su equipo favorito, Argentina, ganase el Mundial. Y no trascendía únicamente por el fallecimiento en sí, sino también por la causa del mismo. 

Y es que el joven egipcio, de tan sólo 26 años, moría por una rarísima patología que ocurre ante casos de felicidad extrema, en este caso por la victoria de Argentina en el Mundial de Catar.

El hombre sufría un infarto minutos después de publicar en sus redes sociales que era el día más feliz de su vida porque había visto triunfar a Messi en la Copa del Mundo.


El síndrome del corazón feliz, ¿cómo sucede?

El síndrome del corazón feliz es una extraña enfermedad que suele afectar más a hombres y que consiste, tal y como explican desde La Vanguardia, en “una afección cardíaca activada a causa de vivir momentos de gran felicidad como el nacimiento de un hijo o la consecución de una meta largamente esperada.” 

El estrés emocional o físico repentino provocado por una noticia hace que el organismo libere adrenalina en exceso y esto dañe el corazón e incluso provoque, como en este caso, la muerte por infarto.

El mismo medio menciona un estudio publicado en la revista Harvard Health Publishing que “aclara que en algunos casos la miocardiopatía por estrés puede producirse no únicamente por impactos negativos, sino también por sentimientos de extrema alegría.” 

El síndrome del corazón feliz puede provocar distintas complicaciones como un shock cardiógenico, un accidente cerebrovascular o un edema agudo de pulmón. 

Además del citado estudio, se dedujo que «los acontecimientos felices y tristes de la vida pueden compartir similares vías emocionales comunes, que en última instancia pueden desencadenar el síndrome a causa de la intervención de estímulos psicológicos y físicos que afectan al cerebro y al sistema cardiovascular.

MÁS SOBRE:

CONTENIDO PATROCINADO