Estilo de vida

Dejar el móvil a tu hijo para calmarle, NO es buena idea ¡te arrepentirás en un futuro!

11/07/2019, a las 15:58


Tu hijo en plena rabieta. Te desesperas, quieres que se calle, que se calme y no sabes ya qué decirle. Hasta que pronuncias la frase mágica: Si te callas te dejo el móvil ¡mira!

La reacción es normal, no te preocupes. Lógico y excusable que ante el espectáculo público del chaval, la única salida válida es ofrecerle el ansiolítico tecnológico infantil por excelencia, un smartphone o la tablet.

Pero te advertimos, de aquellos barros estos lodos... y en el futuro te preguntarás arrepentido: pero ¿por qué lo hice?

Bebé sentado en la cama con un teléfono

Lo que dicen los expertos

 

Nos vamos a Michigan para encontrar un argumento de autoridad sobre el tema. Allí, el equipo de investigadores del Hospital Infantil C.S. Mott se pudieron a analizar a 150 familias y detectaron que cada vez es más frecuente que los padres recurran a las las tablets o a los móviles como método rápido y eficaz para  tranquilizar a la criatura.

La pregunta que hay que responder es la siguiente: ¿Qué peligros entraña esta práctica?

-Impedimos que el niño se frustre porque al final interrumpimos la rabieta compensándole con algo que también desea. La frustración y su gestión son necesarias en las etapas más precoces de los niños. Deben comprender y asumir que no lo pueden tener todo y aprender a digerirlo.

– Estos dispositivos no deben ser nunca un juguete para los niños. Es más, nunca deben utilizarlos durante más de media hora al día.

– Tu hijo debe aprender a comportarse, fuera y dentro de casa. Si no es así, la alternativa que debemos darle no es un móvil en compensación sino un castigo.

– Los niños tienen que aprender a controlar la ira y la rabia. El autocontrol es de vital importancia en la adolescencia y en la edad adulta como pauta de convivencia.

– Estás convirtiendo a tu hijo en un niño tirano. Si tu respuesta al estímulo es darle el móvil, la criatura aprenderá que cuando quiera algo sólo tendrá que tener una rabieta

– No estás solucionando el problema, sino sólo distrayendo al niño del origen de su rabieta, frustración o malestar

 

Entonces, ¿Qué hago?

 

La situación es complicada, no vamos a negarlo. Hay niños que parece que están siendo víctimas de un exorcismo y que, incluso, emplean la fuerza física para alejar a quién acude a calmarles en un momento dado.

Estas son algunas pautas que recomiendan los expertos:

  • Intentar que dejen de gritar. si gritan no podemos entenderles y dar una respuesta a su problema
  • Si gritan ellos, no gritemos nosotros. debemos dar ejemplo de sosiego
  • Hacerles entender que no pueden tener todo lo que quieren, cuando lo quieren y cómo lo quieren. La frustración forma parte de la vida de todo ser humano.
  • Deben comprender que la rabieta no es un buen método para obtener lo que pretenden. Muy al contrario, les aleja de su objetivo.

 

 

Suscríbete a la Newsletter de Cadena Dial ¡y sé el primero en enterarte de todo lo que pasa con tus artistas favoritos! Además, consejos de salud, nutrición, estilo de vida, deporte, redes sociales y especiales sobre nuestros premios, conciertos y concursos.

Más consejos de Rocío Ramos-Paul:

“Mi hijo se ha quedado sin vacaciones y no sabemos cómo compensarle” Rocío Ramos-Paul aconseja

“De padres exigentes, niños ansiosos”. Rocío Ramos-Paul habla sobre los padres invasivos

¿Qué deberes pongo a mi hijo en verano? Rocío Ramos-Paul aconseja

Entra en CadenaDial.com y súmate al boletín más completo de lo mejor de nuestra música¡Únete aquí mismo!

Exprime la vida y lo mejor de nuestra música con Cadena Dial. Emoción, sentimiento, pasión, corazón, afecto, amistad… todo lo que te mueve en tu vida, en tu emisora de radio favorita, Cadena Dial.

Y adéntrate en el Universo Dial en nuestra web. Ponte al día de las novedades musicales, cómo están tus artistas favoritos, entrevistas, exclusivas… Además, consejos de salud, nutrición, estilo de vida, deporte, redes sociales y especiales sobre nuestros premios, conciertos y concursos.

 

 

Deja tu comentario

Webs de PRISA

cerrar ventana