Por qué comer ñoquis el 29 de cada mes

Te contamos de donde viene esta curiosa tradición, además, del truco para que queden perfecto

anamas

Los ñoquis son una pasta italiana elaborada a partir de patata, harina y queso ricota, se suelen servir con diferentes salsas, queso o mantequilla. Tienen forma de bolita y son un auténtico manjar. Pero además están rodeados de una leyenda que dice que hay que comerlos cada 29 de mes, sobre todo en Italia, Argentina, Chile y Uruguay.

Hay dos leyendas que explican esta tradición, la primera tiene como protagonista a Pantaleón, un joven médico de la Nicosia del Siglo VIII, que peregrinó al norte de Italia donde realizó curaciones milagrosas.

Un 29 de julio Pantaleón pidió algo para comer a unos campesinos que le invitaron a comer con ellos y él les auguró un año de buena pesca y cosecha, una previsión que se cumplió, el médico fue canonizado y acabó siendo el patrón de Venecia y el día 29 de cada mes cómo el día para comer ñoquis y llamar así a la buena suerte.

Otra leyenda dice que en las casas más humildes se empezaban a comer ñoquis los días de 29 de cada mes por tratarse de un alimento muy económico que permitía a las familias terminar el mes.

Cómo cocerlos bien

Getty

Los ñoquis están elaborados con una masa de patatas mezcladas con harina de trigo, mantequilla, leche, huevo y queso rallado y cómo toda la pasta, cocer bien los ñoquis para que queden con la textura perfecta tiene su truco, hay que estar muy pendiente para que ni se te pasen ni se te queden duros.

Para que queden en su punto, debemos echarlos en una cazuela con agua hirviendo y sal y dejarlos hervir tres o cuatro minutos. Aunque hay un truco para estar seguros de que están en su punto y es que cuando estén cocinados comenzarán a flotar, en ese momento sácalos y escúrrelos, aderézalos con la salsa que más te guste, desde una clásica de tomate condimentada con hierbas a una de roquefort, aunque condimentados sólo con aceite de oliva estarán deliciosos.

 

 

MÁS SOBRE: