Cristales relucientes con sólo dos cosas

Se trata de usar una bayeta de microfibra y un limpiador casero

anamas

Si te da mucha pereza limpiar los cristales y nunca encuentras el momento adecuado para hacerlo esta noticia te interesa y mucho. Existe un producto con el que tus cristales estarán más que relucientes, bueno mejor dicho dos, uno es una bayeta de microfibra y otro es un limpiacristales casero que puedes hacer tú misma con vinagre de limpieza y agua caliente. Te lo contamos.

Las bayetas de microfibra son las que más usan los profesionales de la limpieza y en todos los supermercados puedes encontrarlas de marca blanca a muy buen precio.

Eso si, antes de ponerte a limpiar los cristales consulta el tiempo y comprueba que no esté nublado y sobre todo que no vaya a llover.

Cristales relucientes con esta bayeta y este limpiador casero

Young woman washing window

A la hora de limpiar los cristales lo primero que debes hacer es si la suciedad está muy pegada al cristal es muy importante frotarlo antes con un paño seco para que no se forme barrillo al limpiarlos.

Pasa después una bayeta húmeda y de nuevo un paño seco, tu cristal ya estará preparado para un eficaz limpieza. Este sencillo gesto te facilitará mucho el trabajo.

Después elabora tu limpiacristales con esta mezcla para la que necesitarás lo siguiente:

  • una taza de agua
  • 1 taza de alcohol (lo recomendable es usar alcohol de limpieza)
  • 1/2 taza de vinagre blanco

Para repartir bien el producto por todo el cristal hazte con  un pulverizador vacío que tengas a mano, puede servirte una botella vacía de otro producto de limpieza que se te haya terminado, no te olvides de limpiarla bien para evitar mezclar producto.

A continuación, extiende la mezcla con una bayeta de microfibra y frota toda la superficie, así no se pegará la pelusa a los cristales que quedarán muy limpios sin tener que repasarlos. Si usas papel de periódico te asegurarás del todo  que no queden pelusas.

Las bayetas de microfibra son más absorbentes que las comunes, arrastran más polvo y suciedad en una pasada y además sin dejar restos ni pelusas. Tardan mucho más en perder su eficacia, aunque las laves mucho.

Con añadir agua bastará para limpiar, no se necesitan productos de limpieza adicionales excepto en el caso de mucha grasa o sustancias pegadas. Así que además de ahorrar estarás siendo ecológica y además están diseñada para que con menos esfuerzo puedas limpiar tu hogar más rápido y cómodamente y de forma más profunda.

MÁS SOBRE: