Rambután, la fruta alternativa al Retinol para una piel bonita

Y, además, no irrita la piel

anamas

Quizás todavía no conoces mucho el Rambután, sin embargo tiene las mismas propiedades antienvejecimiento que el Retinol y además no irrita la piel.

El rambután es muy parecido al lichi, de hecho se le conoce cómo lichi peludo,  es un fruto tropical característico del sudeste asiático, está exquisito, tiene cierto parecido a la pulpa de la uva y un sabor fresco y un poco ácido y además el uso tópico de su pulpa es fantástico en lo que se refiere a luchar contra los signos de la edad ya que activa la regeneración celular y aumenta el colágeno.

Además de su sabor sus propiedades son muchas, contiene antioxidantes que ayudan a combatir el envejecimiento, tiene vitamina C por lo que fortalece el sistema inmunológico, fortalece los huesos por su alto contenido en hierro, calcio y fósforo y te aporta una buena dosis de energía gracias a su nivel de carbohidratos, proteínas y agua.

Rambután, el ingrediente para una piel bonita y sin efectos secundarios

Getty

En cuestión de productos antienvejecimiento, el Rambután es una buena alternativa natural, además es hidratante, tiene un montón de antioxidantes cómo la vitamina C y el manganeso y favorece la elasticidad y luminosidad de la piel.

Además es antibacteriano, protege contra el daño que provocan los radicales libres como contaminación y rayos UV y elimina toxinas.

Lo que le diferencia del Retinol sobretodo es que es apto para todo tipo de pieles y además aporta más beneficios gracias a sus nutrientes, proporciona alrededor de 70 miligramos de Vitamina C (con gran poder antioxidante), por cada 100 gramos de producto. También tiene una pequeña cantidad de vitaminas del grupo B, especialmente ácido fólico o vitamina B9.

De la cáscara del Ramtután se extrae el Nephydrat , un bioactivo  que aumenta la capacidad de retención de agua en la piel, por lo que ayuda en la hidratación profunda. A partir de sus hojas se extrae la Nephoria, que reduce visiblemente la apariencia de líneas de expresión y mejora la elasticidad de la piel.

Y por último de sus semillas se extrae el Rambuvital que actúa como un desodorante para el cabello, protege el cuero cabelludo y los folículos capilares de los efectos nocivos de la contaminación, genera frescor, vitalidad e hidratación.

El rambután es ideal para hacer compotas, mermeladas y zumos, además de en ensalada o con arroz, al que dará un toque exótico y por supuesto su uso en cosmética es cada vez más habitual.

 

MÁS SOBRE: