Miguel Bosé

Miguel Bosé hace públicos sus “secretos escondidos”

El artista publicaba su nuevo libro, Historia secreta de mis mejores canciones

Noelia Bertol
Archivado en: Miguel Bosé  •  

La vida de Miguel Bosé está llena de anécdotas realmente interesantes. Hijo de la actriz italiana y modelo, Lucía Bosé, y el torero español Luis Miguel Dominguín, estuvo rodeado durante su infancia y adolescencia por algunas de las figuras más aclamadas del mundo del arte y el espectáculo.

Estas experiencias construyeron a la persona en la que se convirtió en su madurez, y muchos quisieron creer que también ayudaron a modelar al artista, inspirando algunos de los éxitos de su trayectoria. Tras la publicación de El hijo del Capitán Trueno, las memorias de Miguel Bosé firmadas por el propio artista, el de canciones como Amante bandido o Don Diablo vuelve a apostar por el mundo de las letras con Historia secreta de mis mejores canciones. 

Miguel Bosé comparte con todos sus secretos más escondidos

 


Se trata de un libro en el que Miguel Bosé explica las verdaderas historias que inspiraron 60 de sus canciones. Se trata de la anatomía de éxitos como Mi libertad, Super Superman, Nena o Morenamía, entre muchas otras.

«Este libro romperá con ilusiones muy arraigadas desde hace tiempo, no es mi intención, pero llegó el momento de descifrar los secretos escondidos. Entrad en el maravilloso mundo de mis laberintos, y desvelad lo que nadie sabe. Pero solo si sois valientes«, expresaba Miguel Bosé este verano en sus redes sociales a modo de presentación.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de BOSÉ_INSTAMATRIX (@miguelbose)

En el comunicado que ha lanzado Espasa, además, este señalaba que «tras años de licencia» ha llegado el momento de descifrar los secretos escondidos, «esos que he venido guardando en cada una de estas 60 canciones«.

Además, advertía que su intención no es decepcionar a los lectores y fans con su dosis de realidad. Para aquellos que quieran seguir creyendo otras versiones o historias, tienen todo el derecho del mundo a ello: «Si se rompen sueños o caéis en decepción, no me echéis la culpa. Hubieseis podido perfectamente saltar la página y quedaros como estabais«.

MÁS SOBRE: