¿Cómo evitar la caída del pelo en primavera? El momento clave en el que empieza a ser alarmante

Estos son algunas recomendaciones que te pueden ayudar a atajar el problema

Teresa Moreno

Seguramente con la llegada de la primavera has notado que tu pelo no está como siempre. De hecho, has visto que tu cabello se ha caído con frecuencia en las últimas semanas. Estamos acostumbrados a que este fenómeno se dé solo en otoño, pero lo cierto es que en la primavera también es un problema frecuente.  

Antes de llevarte las manos a la cabeza es importante saber distinguir si es una caída normal o es algo descontrolado, ya que las causas que podrían estar detrás son infinitas: estrés, ansiedad, chute hormonal, agresiones externas, medicamentos…  

Factores que aumentan la caída del pelo 

Los tricólogos (expertos en la salud del cabello) consideran que la caída del pelo es un problema alarmante si se pierden entre 100 y 150 pelos al día o esta caída se prolonga durante tres semanas. Aunque hay más y te los contamos a continuación. 


  • Fijarse en la almohada ayuda a saber si finalmente es un problema. 
  • Tu volumen ha descendido y, por ende, se ha vuelto más débil y fino. 
  • El cuero cabelludo empieza a acarear, especialmente, por la zona de las entradas y la coronilla.  
  • Sientes picor en el cuero cabelludo o lo notas más sensible.  
  • Si el cabello está más graso o aparece caspa.

Si todos estos síntomas logras detectarlos en una fase muy inicial podrás recuperar el cabello perdido, su volumen y su fortaleza gracias a la aplicación de diversos tratamientos.  

Una chica comprueba todo el pelo que se queda e el cepillo.
Getty

Qué puedes hacer para frenar la caída del cabello 

El pelo en primavera, igual que sucede durante el otoño, experimenta un proceso de renovación, es decir,  que algunos pelos se caen y son sustituidos por otros nuevos. Este proceso puede durar varias semanas, sin embargo, la recuperación del mismo puede tardar hasta tres meses.  

Aun así, existen productos y pequeños actos en la rutina que pueden ayudarte a recuperarlo: 

  • Usar champú anticaída: lavar tu pelo con un jabón con altas propiedades regeneradoras es fundamental. Después, sécalo con mucho mimo y sin frotar, ya que esto dañará tus puntas y tu cuero cabelludo. 
  • Lociones o ampollas anticaídas. A veces utilizar un champú específico no suele ser suficiente y por eso, es conveniente complemntarlo con el uso de otros productos. Tienen un poder más directo para penetrar en el folículo, pero dependiendo de si el nivel de caída es abundante o no, deberás aplicarlo un par de día a la semana o a diario. 
  • Hacer un masaje en el cuero cabelludo. Hacerte un pequeño masaje por la noche en el cuero cabelludo ayuda a activar la circulación y estimula la llegada de los nutrientes a la raíz del cabello. ¡Es sencillo! Solo necesitarás las yemas de los dedos y hacer pequeños movimientos circulares por todo el cuero cabelludo. 
  • Reforzar con un suplemento nutricional. Además de este tratamiento puedes optar por un suplemento nutricional que aporte todo tipo de vitaminas. 
  • Cuidar la dieta. Mantener una dieta equilibrada en vitaminas, especialmente, las del tipo B ayuda a mantener la salud de tu pelo. 
  • Dormir y descansar al menos 8 horas: el hecho de dormir mal puede ser otra de als causas de la caída de tu pelo, teniendo en cuenta que éste crece por la noche. Pero los trastornos del sueño acaban interrumpiendo el proceso y provocando la caída.  
  • Cuidar la salud mental. Estar sometida a situaciones de mucho estrés, ansiedad, así como bajadas en el estado de ánimo durante mucho tiempo, pueden provocar que la fase crecimiento cambie directamente a la fase de caída.