Noticia

Hoy se celebra el Día Internacional del Cáncer infantil: la pandemia no debe restar atención a estos pequeños

19/02/2021, a las 17:47


Fue en 2002 cuando se celebró el Primer Día Internacional del Cáncer Infantil: desde entonces cada 15 de febrero se celebra esta jornada con el objetivo de visibilizar esta enfermedad, así como sensibilizar y concienciar a la población de los retos a los que se enfrentan cada día estos niños y sus familias.

Ahora en plena pandemia del Coronavirus, las familias de niños con cáncer piden que el virus no les reste atención que estos pequeños necesitan. Y es que La Covid-19 ha provocado que las pruebas diagnósticas y los tratamientos de un 30% de menores se hayan visto afectados.

Bajo el lema «Una mejor supervivencia es posible«, la Federación Española de Padres de Niños con Cáncer quiere homenajear a los niños y adolescentes con cáncer en esta jornada y, como cada año, se une a la campaña internacional ideada por Childhood Cancer Internacional.

Estos son los datos de Cáncer Infantil en nuestro país

En España se diagnostican cada año alrededor de 1.100 casos nuevos de cáncer infantil.  La enfermedad supone la primera causa de muerte infantil entre menores de 14 años en los países desarrollados.

En el cáncer, lo más importante es la existencia de un diagnóstico precoz y un tratamiento personalizado en unidades oncológicas específicas. A esto debe sumarse procurarles, a los más pequeños y a las familias, un bienestar psicológico y social.

Los niños pueden tener cáncer en las mismas partes del cuerpo que los adultos, aunque existen diferencias. El cáncer infantil puede surgir de manera repentina, sin síntomas previos, y tiene una alta tasa de curación.

El más común es la leucemia. Otros tipos de cáncer que afectan a los niños incluyen tumorecerebrales, linfoma y sarcoma del tejido blando.

 

Datos esperanzadores

El número de casos nuevos al año se mantiene estable desde hace ya más de 20 años. Aproximadamente el 80% de los niños que sufren cáncer en nuestro país consiguen superarlo. A pesar de ello, el impacto de cada nuevo diagnóstico, tanto en el propio niño como en su entorno familiar es devastador: la ansiedad que crea la incertidumbre del camino que se empieza a recorrer es muy alta. Los tratamientos pasan factura: cirugía, radioterapia, quimioterapia, trasplantes de células madre y / o terapia dirigida, etc…

Jornadas como la de hoy sirven para visibilizar esta enfermedad y volver a reclamar más recursos económicos para el tratamiento de estos niños y para la investigación sobre el cáncer en la infancia, seguramente la única vía por la que se puede conseguir mejorar el pronóstico de estos niños.

MÁS SOBRE:

Webs de PRISA

cerrar ventana