Rozalén

La historia de Rozalén y Beatriz Romero, su intérprete de signos

Un vínculo que se formó de casualidad y que ahora es un referente

Ana Irigoyen
Archivado en: Rozalén  •  

Rozalén es una de nuestras artistas favoritas no solo por la calidad de su música sino por su compromiso con la sociedad para hacer del mundo un lugar mejor. Desde el principio uno de los aspectos más característicos de la cantante es que siempre va acompañada de Beatriz Romero, su intérprete de signos.

Lo curioso es que no fue Rozalén quien acudió a ella, sino que se conocieron casualmente en un curso de sensibilización sobre personas sordas en Bolivia. De aquí surgió una amistad que traspasó los límites. Comenzaron a hacer pequeños trabajos de la mano y ahora van juntas a cualquier sitio. Finalmente, Beatriz pidió una excedencia en el trabajo para dedicarse de lleno a este proyecto que le hacía verdaderamente feliz. Una vez más, Rozalén nos demuestra que se preocupa porque la música llegue a todas las personas y sea algo universal.

También te puede interesar:


¡Feliz cumpleaños, Rozalén! La alegría hecha canción en 7 himnos musicales

ROZALÉN ha visitado Dial Tal Cual con «Agarrarte a la vida»

Así era el padre de Rozalén: «Seguro que al escucharlo entenderéis muchas cosas»

Tanto en conciertos como videoclips o entrevistas, la intérprete traduce las palabras de la cantante para aquellas personas con problemas de audición. Además, no está simplemente haciendo conocer a estas personas la letra de las canciones de Rozalén, sino que intenta trasmitir los sentimientos que pone la cantante en su música. Algo así como una «intérprete de sentimientos». 

El público de Rozalén signa sus canciones junto a la intérprete

 

Sin quererlo, esta idea de la cantante ha hecho que se convierta en un referente para este colectivo. Gracias a ella y a su intérprete el mundo de la música es más inclusivo. En diversas ocasiones han contado que les encantaría que otros músicos replicaran esta iniciativa. Bien es cierto que las canciones de Rozalén tienen un ritmo no demasiado rápido que permite signar con mayor facilidad.

En una entrevista que dio Beatriz a La Razón explicaba: «En algunos conciertos les veo signar conmigo en las canciones, incluso en otros países. Intento ser lo más visual posible y utilizar todos los recursos para resultar lo más comprensible». 

MÁS SOBRE: