macaco y leiva

Macaco se una a Leiva en Quiéreme bien, una oda a las relaciones sanas

Los artistas condenan las relaciones tóxicas en su nuevo lanzamiento

Noelia Bertol
Archivado en: Leiva  •   Macaco  •  

Macaco y Leiva han unido sus voces y no lo han hecho en vano. La canción que comparten, Quiéreme bien, lleva intrínseco un mensaje muy especial. Se trata de una oda a las relaciones sanas de pareja y al mismo tiempo condena a los amores tóxicos, que de amor tienen poco cuando desaparecen el respeto y la confianza en el otro.

El lanzamiento se presenta como el primer adelanto del nuevo proyecto discográfico de Macaco, Vuélame el corazón, que será lanzado el próximo otoño. Con este tema el catalán resalta una gran enseñanza en el amor: que para querer al otro primero has de quererte a ti mismo. «Quiéreme bien, quiérete bien«, reza el tema.

Aquí puedes escucharla y disfrutar del vídeo dirigido por el propio Macaco:


Ese amor sano se aleja de los celos, la posesión o el intento de control del otro. «Ni cállate, sube al coche. Ni soy tuya por un anillo o un broche. Ni irse es de cobardes. Si duele, vete, no tardes. Porque los corazones no necesitan tatuajes, solo verdades«, dice la canción.

Macaco y Leiva – Quiéreme bien, letra

 

No quiero que me quieras por encima de todo

Ni a pesar de todo,

solo quiero que me quieras

Que me quieras bien

Que me quieras bien

Que me quieras bien

No quiero que me quieras, contra viento y marea

Ni por nada, ni por lo que sea

solo quiero que me quieras

Que me quieras bien

Que me quieras bien

Que me quieras bien

Ni que me eches de menos

Ni que me eches de más

Y cuando estés, sentir que estás

solo quiero que me quieras

Que me quieras bien

Que me quieras bien

Que me quieras bien

Ni por ti mataría

Ni para toda la vida

solo quiero que me quieras

Que me quieras bien

Que me quieras bien

Que me quieras bien

Ni tus labios son de mi boca

Ni a ti nadie te toca

Ni estás porque toca

Quiéreme bien

Quiérete bien

Ni corazón partido

Ni dime dónde has ido

Ni sin tu amor estoy perdido

Quiéreme bien

Quiérete bien

Ni el amor es ciego

Si no va mejor, hasta luego

Ni me quedé por los pelos, ni por los celos

El corazón no quiere duelos

El corazón no quiere duelos

Quiéreme bien

Quiérete bien

Ni por ti me corto las venas

Ni amas más por cargar más penas

Ni por miedo ni porque quizás te pierdo

Para mal acompañada

Mejor me voy a dedo

El amor pesa ni se aguanta ni es una presa

No te quedes si te espanta

No hay cazador

Ni presa

Ni con acuse de recibo ni en un valle de lagrimas

Ni me censuras

Ni me prohíbo

Salgamos a ventilar las almas

Ni en el altar del reproche

Ni por bodas tu duermes aquí, todas las noches

Ni cállate, sube al coche

Ni soy tuya por un anillo o un broche

Ni irse es de cobardes

Si duele, vete

No tardes

Porque los corazones

No necesitan tatuajes

Solo verdades

Y los enlaces son nudos y prisionera de tus mundos

Porque el mal querer es un embudo absurdo

Porque querer bien no necesita

Escudos, ni cuentos de hadas

Ni a tus espaldas siempre hay una salida y una entrada

Ni medias naranjas, ya lo subrayaba Lennon, nacemos enteras

Ni amores en rebajas, si me comparas me alejas

Ni porque lo diga fulanita de tal, ni por un golpe seco en el portal

Ni me clavaste en el corazón un puñal

Ni sumisos

Ni juicios

Ni sumarios

Porque las relaciones no son oficios, son continuos inicios

Ni tú me has salvado por quedarte a mi lado

Ni las llaves de mi corazón te he entregado

Mejor prestémonos para que cada uno sea uno

para poder ser dos

Porque no eres mías por derecho

para que nada se dé por hecho

porque el amor no existe,

solo sus hechos.

MÁS SOBRE: