bombón ferrero rocher

Alerta sanitaria: retiran de la venta varios lotes de Ferrero Rocher

Uno de sus productos estrellas se ha visto afectado

Noelia Bertol

En la época de Navidad es muy común tener bombones, turrones y chocolates en casa. Son productos típicos de estas fechas y los consumimos casi a diario. De ahí que una de las últimas alertas sanitarias de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aesan) haya llamado especialmente la atención de los consumidores.

Se trata de una alarma relacionada con la marca Ferrero Rocher. Sus productos no faltan en las sobremesas y el picoteo de las reuniones de Navidad y el organismo dependiente del Ministerio de Consumo ha alertado de la retirada de varios lotes de uno de sus productos afectados por un error en el etiquetado.

El producto de Ferrero Rocher afectado

Ferrero Rocher


Los datos actualizados del producto implicado son:

  • Nombre del producto (en etiqueta): Chocolate negro con avellana
  • Marca/comercial: GRAND FERRERO ROCHER DARK
  • Código de barras: EAN 8000500373842
  • Números de lote: Todos los lotes comercializados en España con fecha de consumo preferente 20.04.2022
  • Fecha de consumo preferente: 20.04.2022,
  • Peso de unidad: 125 gr
  • Temperatura: Lugar fresco y seco

 

Se trata del Grand Ferrero Rocher Dark, uno de los productos estrella de la marca que es una gran bola de bombón con pequeños bombones en su interior. Las referencias de los lotes afectados son: L252RWAJ, L253RWAJ, L266RWAJ, L267RWAJ, L287RWAJ, L294RWAJ, L240RW-J, L284RW-J, L306RW-J. Al mismo tiempo, para identificar el producto se toma referencia la fecha de caducidad, siendo para los afectados la del 20/04/2022.

El Sistema Coordinado de Intercambio Rápido de Información (SCIRI) notificó la presencia de unas proteínas lácteas que no aparecían identificadas en el etiquetado del producto y que podrían ser perjudiciales para los alérgicos a las mismas.

El aviso directo a la empresa que produce estos dulces de forma masiva en Polonia tuvo como consecuencia la retirada directa de los lotes afectados, aunque se calcula que antes de que esto ocurriera se vendieron en nuestro país numerosos lotes del producto.

Prevención para los consumidores

 

Aunque se han retirado aquellos que se encontraban en los puntos de venta, otros muchos ya habían sido adquiridos por los consumidores. De esta manera, la alerta va dirigida a aquellos que pudieran tener alergias o intolerancias relacionadas con los lácteos.

«Como medida de precaución, se recomienda a las personas alérgicas a las proteínas lácteas que pudieran tener el producto anteriormente mencionado en sus hogares que se abstengan de consumirlo«, señala la Aesan. Al mismo tiempo, se especifica que para el resto de la población este producto no supone ningún riesgo.

MÁS SOBRE:

CONTENIDO PATROCINADO