Colorete, el secreto para lucir la mejor cara: así debes aplicarlo

anamas

El colorete debe ser un básico que no puede faltar en tu bolso si quieres tener buena cara. Somos muchas las que a pesar de la mascarilla no renunciamos a maquillarnos.

No hace falta utilizar un sinfín de productos para tener buena cara pero si es muy importante utilizar uno imprescindible que te proporcionará buena cara al instante si lo sabes usar. Te hablamos del colorete.

Es cierto que no se encuentra entre los básicos de belleza mainstream como la barra de labios o la máscara de pestañas, pero podemos asegurarte que dar un poco de rubor a tus mejillas puede conseguir levantarte la cara en el peor día de tu vida ya que realza tus pómulos e ilumina tu rostro.

Hay diferentes texturas y fórmulas: en barra o stick, en crema o en polvo. Elige el que más te guste y sea más fácil de aplicar.

 

Qué tono de colorete escoger

Diferentes tonos de colorete

Hay una técnica de profesional que no falla y es optar por un rosado rojizo como base y un toque de pigmentos dorados para iluminar y tostar.

Si tienes la piel clara elige los tonos rosados, estos son los tonos en los que se sonroja tu piel así que conseguirás con ellos un efecto de lo más natural y fresco.

Si tienes la piel de un tono medio apuesta por los melocotón más anaranjados para diario, conseguirás un resultado muy natural. si quieres un look más rompedor puedes utilizar tonos malvas.

Y si tu piel es oscura puedes permitirte los tonos más intensos y pigmentados. Para la noche escoge tonos frambuesas, los naranjas te quedarán muy bien en verano y los melocoton son ideales para tu día a día.

Cómo aplicarlo correctamente

Una mujer aplicándose colorete

Se trata de recrear un aspecto saludable en nuestro rostro y eso lo podemos hacer muy bien utilizando correctamente el colorete.

Bastará con aplicar sobre el rostro limpio una buena base de maquillaje, que sea eso sí del mismo tono que tu piel, bastará con unos toquecitos en mejillas, frente y nariz para igualar tu rostro.

A continuación aplica el colorete, un gesto imprescindible que te aportará buena cara al momento.

Para aplicarlo correctamente sonríe y aplica el producto en las manzanas de tus mejillas. Evita extenderlo hacia la sien y mucho menos aplicártelo en la nariz, eso cuándo quieras maquillarte de manera más sofisticada.

El maquillador Gato en declaraciones a Vogue afirma que “Un rostro cansado se ve como caído, por lo que no hay que aplicar el colorete cerca de las aletas de la nariz o el rictus, ya que descolgará la mejilla”. La clave está en aplicarlos en el sentido natural del pómulosin caer tampoco en la verticalidad propia de los años 80, y en utilizar una brocha lo suficientemente grande “para no dejar trazos visibles”.

La mejor manera de aplicar el colorete es en líneas rectas, como si estuvieras barriendo el rostro pero muy sutilmente, que la brocha apenas roce tu cara. Así podrás modular la intensidad del color de manera más precisa.

 

 

 

MÁS SOBRE: