Manuel La isla de las tentaciones

Un concursante de La Isla de las Tentaciones ya probó suerte en Gran Hermano y genera polémica con el vídeo del casting

Noelia Bertol

Tras el último programa de La Isla de las Tentaciones, el nombre de uno de los concursantes resuena con más fuerza que nunca. Se trata de Manuel González quien, en una noche de fiesta, fue infiel a su chica Lucía con dos tentadoras: la recién llegada Fiama y Stefany.

Esto le ha convertido en uno de los grandes protagonistas de la edición y el Sálvame han querido indagar en su pasado televisivo. Si bien sabemos que hace unos años participaba como pretendiente en Mujeres y Hombres y Viceversa, lo que no sabíamos era que este también había probado suerte antes en Gran Hermano. Manuel se presentó al casting para la duodécima edición de anónimos.

«Podemos deducir que él lo que quiere es ser famoso, hace tiempo que busca el amor y la fama«, expresaba Belén Esteban para dar paso a un análisis sobre el camino en la televisión del concursante de La Isla de las Tentaciones.

Un casting polémico

 

El de Puerto Real tan solo tenía 21 años cuando intentó participar en Gran Hermano, pero no llegó a ser seleccionado. Es por eso por lo que el vídeo nunca llegó a ver la luz. Ahora lo hace y genera polémica con uno de los comentarios que expresa en este. Este mostraba su cartera y mencionaba: «Nada más que tiene papeles de propaganda y fotos de niñas asquerosas que al fin y al cabo suelen ser una más«.

Antonio Montero, colaborador de Sálvame, fue el primero en reaccionar a este comentario y expresar que estaba fuera de lugar y que «le desacredita completamente«. No obstante, Kiko Matamoros y Lydia Lozano destacaban que no había que ser tan duros, pues eran unas palabras que este dijo hace casi 11 años.

Lo que está claro es que la tercera edición de La Isla de las Tentaciones es el tercer intento del gaditano por triunfar en la televisión y, a diferencia de las dos ocasiones anteriores, en esta va camino de conseguirlo. Al menos, ya ha logrado que su nombre suene con fuerza entre los espectadores.

MÁS SOBRE: