Tu gato se esconde por casa: descubre la explicación

El acto de ocultarse y buscar rincones va en su estado natural

Ana Pérez

Que tu gato se esconda por casa es una de las cosas más normales que puede hacer. Que haga este tipo de actos nos puede asustar, pero no es una razón por la que preocuparse siempre.

Algunos gestos que realice o comportamientos que tenga si son motivo para demandar tu atención. Es algo que no deberás descuidar. Te dejamos la razón por la cual tu gato se esconde. Después de leerlo, lograras entender porque se mete en cualquier rincón del hogar.

Tu gato se oculta por esta razón

Para empezar, tu mascota se esconde porque es a la vez predador y presa. Es decir, por su estado natural se esconde ante un posible predador para que no le cace, y también se esconde para pillar a su presa por sorpresa. Podrás observar que tu felino elige todo tipo de lugares, pues lo hace para sentirse seguro en cualquiera de ellos.

Verás que elige esconderse en cajas o debajo de las sábanas a modo de juego. Pero, no te preguntes el por qué, pues es un gato, y va innato en su comportamiento ocultarse entre las cosas.

También puedes leer:

Evita que tu gato arañe los muebles

Cómo enfrentarme al duelo de perder a mi mascota

Tu mascota saca la comida del cuenco ¡Hay explicación!

Quitar los pelos de tu gato será más fácil con estos consejos

Que tu gato pueda tomar leche es todo un mito: descubre el porqué

Pero, debemos observar bien al gato para ver que no le ocurre nada malo. Con esto nos referimos a que cuando sale de su escondite coma y beba con normalidad, o juegue como siempre lo ha hecho. Por el contrario, deberíamos preocuparnos.

Puede ser que busque una seguridad ante una amenaza que ponga en peligro su vida, aunque sea lo más insignificante. Es una manera que encuentra de pasar lo más desapercibido posible.

También encuentra un escondite para relajarse. Elige esos lugares en los que nadie le va a molestar. Esto tiene que ver con que se sientan estresados, algo que suele ocurrirle a gatos adultos recién adoptados. Suele terminar cuando adquieren la confianza suficiente como para dejar de buscar escondites.

Además, hay que contemplar que el animal puede encontrarse enfermo y se esté escondiendo porque no se encuentra bien y le duele algo. De hecho, si tu gato normalmente no se esconde pero de repente sí, tienes que ponerte alerta.

MÁS SOBRE: