marta Soto

Marta Soto, muy orgullosa: «Lo mejor que me ha pasado en la vida es que me gusten las mujeres»

La artista se ha llevado todos los aplausos por su declaración

Noelia Bertol
Archivado en: Marta Soto  •  

No es necesario que sea junio para mostrarse orgulloso de lo que uno es. El Orgullo ha de estar presente todos los días de nuestra vida, y Marta Soto ha demostrado que así es en su caso. La artista ha compartido en sus redes un «pensamiento» que hasta ahora no se había atrevido a pronunciar en voz alta.

«¿Y si la piscina está vacía?«, expresaba esta sus dudas minutos antes de compartir con todos sus seguidores lo orgullosa que está de ser quien es: «Lo mejor que me ha pasado en la vida es que me gusten las mujeres sí lo digo«.

¡Celebramos con la artista su felicidad! Nos gusta que nuestros artistas sean libres, naturales y, sobre todo, felices. Eso nos transmiten son sus canciones y queremos que el sentimiento sea sentido también de vuelta.

La publicación no tardó en recibir todo el cariño y los aplausos de sus seguidores, celebrando la gran labor de visibilización que hacía la artista compartiendo este aspecto de su vida.

«¡Bravo Marta! ¡Visibilidad siempre! Ante todo y frente a todo«, «Bravo Marta, cuando una persona es natural y transparente realmente si es una persona feliz«, «Ole tú«, se puede leer entre las reacciones de la publicación.

Las dudas de Marta Soto

 

Antes de compartir este mensaje con todos, parece que la artista no las tenía todas consigo. Al menos eso parece al leer las publicaciones que compartió antes. La de Punta Umbría dudaba de si sería o no la mejor opción.

«Me gustaría que… [inserta pensamiento que no te atreves a pronunciar en voz alta]«, compartía esta horas antes. «¿Y si la piscina está vacía?«, se preguntaba ante todos más tarde. Sus seguidores le animaban a dar el paso, aunque aún no sabían a qué exactamente. «A menudo duele más quedarte al borde que darte la hostia«, el comentaba un usuario.

«A ver, yo qué sé, quizá esto de ser precavida también tiene que acabar«, confesaba la artista más adelante, añadiendo que estaba «entre el sí y el no sé«. Parece que finalmente ganó el sí, ¡y no podemos estar más felices por ella!

Marta Soto, que siempre ha tratado de proteger su vida privada, hoy nos abre una puerta a ella. Pero la más importante es la que abre a todos aquellos a los que les cuesta dar el paso para aceptar lo que sienten. ¡Ese es el mayor logro!