¿Cómo saber si tu pareja te hace ‘love bombing’? 3 signos que te ayudarán a identificarlo 

Aprender a detectar este tipo de técnicas de manipulación no es nada fácil

Teresa Moreno

Con la era tecnológica y con el uso cada vez más temprano de las redes sociales, no dejan de surgir nuevos términos que nos ayuden a etiquetar las relaciones sociales y también las historias de amor, que cada vez surgen más en la red. A través de apps para ligar y de las propias redes sociales, las personas suelen experimentar todo tipo de experiencias en el terreno del amor; algunas muy bonitas y otras que podrían catalogarse como tóxicas, como es la del love bombing. 

Se trata de actitudes que tienden a estar muy lejanas de lo considerado como una relación sana y en la que existen diversas técnicas de manipulación, a las que los sociólogos y psicólogos les están poniendo nombre. Algunas como el ghosting, breadcrumbing, benching, whelming y orbiting son ya muy conocidas. De hecho, es posible que las hayas sufrido en más de una ocasión y lo que es aún peor, sin haberte dado cuenta.  

La lista no para de crecer y a este tipo de comportamientos tóxicos en pareja hay que añadir un nuevo término, el love boming, que a su vez es conocido como bombardeo de amor. Pero, ¿cuál es realmente la definición de esta técnica de manipulación que cada vez es más frecuente? Podría resumirse como todos los comportamientos que una persona hace con el fin de engatusar a la otra. Veámoslo con mayor detenimiento a continuación. 


Una chica le regala a su pareja un ramo de flores.
Getty

¿Qué es el love bombing?

El love bombing se define como la técnica usada para manipular a alguien mostrando mucho interés y atención afectiva hacia la persona que se quiere atraer. Con el paso del tiempo la otra persona sufre un bombardeo de amor y se engancha irremediablemente de esa persona que le está intentando engatusar.  

Sin embargo, lo peor llega cuando el bombardeo del amor se termina y la persona en cuestión tiende a sentirse culpable porque la relación no ha salido como esperaba. Es justo en ese instante cuando la persona manipuladora trata de castigar y chantajear (emocionalmente) a la otra.  

Una chica le entrega un regalo a su pareja en el salón de casa.
Getty

Signos para saber si tu pareja te hace love bombing 

Pese a que con la definición podría resultar fácil de identificar, la realidad es que las personas que ejercen este tipo de prácticas suelen ser muy sutiles. A veces, tratan de enloquecer a la otra persona con regalos, apelativos y mensajes muy cariñosos, promesas de proyectos juntos… En definitiva, todo lo que uno pueda imaginarse con tal de hacerle ver que ha encontrado al amor de su vida para que esa persona se abra en canal y se deja llevar, y una vez que lo ha conseguido, cortar todo de raíz o desaparecer sin dar ninguna explicación.  

Uno de los identificativos que podría ayudarte a identificar a este tipo de personas podría ser la seguridad abismal que te hacen creer que tienen sobre sí mismas, ya que siempre alardean de su elevada autoestima. Pero nada más lejos de la realidad, ya que es un elemento más para caer en la trampa.

Para verlo más claro, vamos a explicar algunos de los signos clave del love bombing, que suelen coincidir con las fases en las que se desarrolla:   

  1. Idealización: es la primera fase y en ella no solo sorprende con detalles inesperados, sino que lo hace con mensajes románticos que parecen muy sinceros. No hay que olvidar que el único objetivo que persiguen es el de ablandar a la víctima, así que, no es de extrañar que saque toda su artillería pesada para tratar de conquistarla.
  2. Devaluación: en este caso su actitud cambia de la noche a la mañana y la otra persona no entiende nada. Lo peor llega cuando esta persona comienza a ejercer la manipulación haciendo sentir mal a la otra persona con comentarios hostiles, “castigos”, reproches… Esto es justamente lo que debe poner a alguien en situación de alerta.
  3. Descarte: en este caso la persona manipuladora parece que pulsa la tecla de borrar y se marca un ghosting (tanto a nivel físico como virtual) que deja a la persona en cuestión fuera de sí, pese a que esta suele mostrarse muy “dispuesta a todo” para contentar a la que era su pareja. Sin embargo, esa persona ha desapericido sin dar explicaciones.

MÁS SOBRE:

CONTENIDO PATROCINADO