Óscar, ganador de 'Pasapalabra'

Hacienda se quedará con la mitad del bote que ha ganado Óscar en ‘Pasapalabra’

El ganador llevaba menos programas que su rival

Lola Rabal

Después de trece meses desde que Rafa Castaño marcara un hito en la televisión al ganar el mayor premio de ‘Pasapalabra’ con 2.272.000 euros, el concurso presentado por Roberto Leal en Antena 3 ha vuelto a entregar un bote millonario. Este miércoles 15 de mayo, Óscar Díaz se ha llevado un premio de 1.816.000 euros.

En un duelo muy competitivo, Óscar Díaz logró completar el Rosco al acertar las 25 palabras en su programa número 157, mientras que su contrincante, Moisés Laguardia, se quedó en 22 aciertos en su programa número 245.

Es crucial recordar que los ganadores del bote en ‘Pasapalabra’ solo reciben el dinero correspondiente al premio mayor, sin incluir la suma acumulada durante su participación en el programa. Este monto acumulado se entrega únicamente si los concursantes son eliminados. En el caso de Moisés Laguardia, al ser eliminado, se lleva 160.800 euros.


 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Antena 3 (@antena3com)

El bote de ‘Pasapalabra’ debe incluirse en la Declaración de la Renta

Cada vez que alguien gana un gran premio en un concurso televisivo, surge la pregunta sobre cuánto se lleva Hacienda. En España, todos los premios en efectivo tienen una retención inicial del 19% del IRPF, que se adelanta a cuenta de los impuestos que se deben pagar posteriormente. Esto significa que al declarar la renta, el ganador deberá abonar el porcentaje adicional correspondiente según el importe del premio y la comunidad autónoma donde tribute.

En el caso del bote de ‘Pasapalabra’ ganado por Óscar Díaz, el 19% de 1.816.000 euros equivale a 345.040 euros, cantidad que se retiene de inmediato por la productora del programa. Así, Óscar Díaz recibirá inicialmente 1.470.960 euros. Sin embargo, esto no es todo. Los premios como el de ‘Pasapalabra’ deben tributar en el IRPF como una ganancia patrimonial, ya que no provienen de la transmisión de elementos patrimoniales. Por lo tanto, deben incluirse en la base imponible general en la declaración de la renta del año siguiente a su obtención. En esta declaración se considerarán todos los ingresos del ganador, no solo los obtenidos en el concurso.

Como Óscar Díaz reside en Madrid, deberá tributar un 24,5% a nivel estatal y un 21% en su comunidad autónoma, lo que suma un total del 45,5%. De esta forma, la Agencia Tributaria estatal recaudará 444.920 euros del premio, mientras que Hacienda de la Comunidad de Madrid se llevará 381.360 euros. En total, ambos organismos retendrán 826.280 euros del bote, dejando a Óscar con un premio neto de 989.720 euros.

La cuantía de los impuestos puede variar significativamente dependiendo de la comunidad autónoma en la que resida el ganador, ya que cada región tiene diferentes porcentajes impositivos. Esto hace que, aunque el premio bruto sea el mismo, la cantidad neta final pueda variar considerablemente.