Nunca compartas estos cinco datos en la red

La Oficina de Seguridad del Internauta (OSI) avisa de las precauciones que debemos tomar

Ana Más

Compras on line, redes sociales, petición de citas, contraseñas…nuestra actividad en internet cada día es imparable, por eso la Oficina de Seguridad del Internauta (OSI) avisa de las precauciones que debemos tomar los usuarios para evitar ser víctimas de fraudes y estafas. Para ello advierte sobre aquello que nunca debemos compartir en internet.

El objetivo de la  OSI es reforzar la confianza en el ámbito digital a través de la formación en materia de ciberseguridad. Desde su web explican para qué trabajan:

  • Ayudar a los usuarios a llevar a cabo un cambio positivo de comportamiento en relación con la adopción de buenos hábitos de seguridad.
  • Hacerles conscientes de su propia responsabilidad en relación con la ciberseguridad.
  • Contribuir a minimizar el número y gravedad de incidencias de seguridad experimentadas por el usuario.

Lo primero en lo que desde la Oficina de Seguridad del Internauta incide es en no compartir nuestro número de móvil ni nuestro correo electrónico, ya que si no nos estaremos exponiendo a recibir spam, estafas en forma de correos o incluso ser víctimas de un ciberataque basado en ingeniería social.


No compartas estos datos nunca en internet


Otro tema sobre el que inciden desde la OSI es en no hacer públicas las conversaciones privadas, en forma de captura de chat, en un archivo de sonido o en cualquier otro formato. Por supuesto las fotos de carácter íntimo o contenido sexual explícito son una gran amenaza para nuestra seguridad, además de exponernos al riesgo de sufrir sextorsión.

Especial cuidado hemos de tener con los documentos personales como DNI, carné de conducir, datos bancarios o un contrato de trabajo. Podemos exponernos si los compartimos a una posible suplantación de identidad y por último debemos evitar compartir nuestra ubicación en tiempo real o la dirección de nuestra casa.

Además inciden en el peligro de utilizar contraseñas débiles, del tipo 1,2,3,4,5 y la facilidad de los ciberdelincuentes para obtenerlas. Y es que más del 90 por ciento de las contraseñas que usamos son vulnerables y hemos de saber que es a las primeras que recurrirá un ciberdelincuente para controlar nuestras cuentas.

 

 

 

 

 

MÁS SOBRE: