Nuestro Fernando Simón particular y su insistencia por respetar las distancias

Fernando Simón vaticina el final de las restricciones: No es Semana Santa

Nuria Serena

Fernando Simón ha puesto fecha aproximada al final de las restricciones sanitarias por Coronavirus y, desde luego, no será Semana Santa.

La clave está en el porcentaje de población vacunada y según Simón, hasta que no esté el 70 por ciento de la población vacunada -porcentaje que se espera alcanzar en verano- no podemos bajar la guardia ni remitir las medidas y restricciones que frenan los contagios.

El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias destaca que en los últimos días se está ya observando una tendencia «descendente» en el número de nuevos contagios. Pero la situación sigue siendo muy preocupante y la presión sanitaria no ha dejado de aumentar.

Más vacunas

En las próximas semanas llegarán más vacunas a nuestro país y se aumentará también la  velocidad de vacunación. Con ello, se espera que durante este verano todos los grupos de población mayores esté vacunado y con ello se llegue al porcentaje de un 70% de población inmunizada.

Y advierte a los que ya se les ha administrado la vacuna que perseveren en extremar las precauciones ya que «una vez vacunado se tardan unos días en generar una inmunidad suficiente, por lo que en ese periodo sigue existiendo un riesgo de contagio».

vacuna

Aunque hasta ahora el gobierno español solo cuenta con las vacunas de Pfizer y Moderna, se espera que lleguen otras vacunas aprobadas antes del verano.

Vacúnate aunque hayas pasado el Coronavirus

¿Tiene sentido ponernos la vacuna si ya hemos pasado el Coronavirus? Podemos creer que si ya tenemos anticuerpos en nuestro sistema inmunitario al haber luchado contra la enfermedad, éstos permanecen en él y nos protegen ante un nuevo contagio.

Sin embargo, los expertos recomiendan que la vacunación sea universal: a todas las personas, hayan superado o no el Coronavirus.

Y estas son las razones:

– Aunque hayamos superado la enfermedad, los anticuerpos naturales pueden disminuir con el tiempo y perder su capacidad de bloquear (neutralizar) al virus.

-Hay evidencias preliminares de que la inmunidad generada con las vacunas puede ser más duradera y enérgica que la natural (tras la infección).

MÁS SOBRE: