Artículo

La campaña de vacunación contra el coronavirus ocupa nuestro tema del día: «Dame la vacuna, Larrodera»

Guss González

Estamos en plena campaña de vacunación contra el coronavirus. En España, a 26 de mayo de 2021, el 35,7 % de la población tiene ya al menos uno de los pinchazos, y el 17,4 % ha realizado ya el ciclo de las dos dosis. Y como en Atrévete somos muy curiosos, hoy hemos preguntado a nuestros atrevidos por las vacunas. ¡Escucha atento!

Todavía quedan muchas dudas sobre este asunto. El ritmo es bueno, pero aún no sabemos cuando iremos recibiendo las dosis, organizadas por franjas de edad. Sin embargo, algunos atrevidos ya han podido contarnos detalles sobre las famosas Pfizer, Astrazeneca, Moderna o Janssen.

Tania nos enviaba una nota de voz desde un pueblito de Badajoz. «Tengo 39 años y ya estoy vacunada porque soy sanitaria, aunque solo nos han puesto una dosis. La vacuna deja un poco de agujetas en el brazo, como si hubieras cogido una pesa de 500 kilos, pero nada mas. Animo a todo el mundo a ponerse la vacuna», explicaba.

Loli, por su parte, contaba que «ayer me vacunaron a mi, pero no sentí nada de nada… Me dijeron que si me encontraba un poco mal me tomaran un paracetamol y ya», matizaba la atrevida.

 

Dame la vacuna, Larrodera

 

Las marcas que dejan las vacunas han ocupado también nuestro tema del día. Muchos de nosotros tenemos estas marcas en la piel que nos acompañan desde aquel temido pinchazo (y que nadie sabe a qué se deben…)

Montse, de Jerez, y al hilo de las marcas que dejan las vacunas en la piel, nos explicaba: «Yo tengo puesta una vacuna de esas que dejaban marca en el brazo. Aquí en Jerez la tenemos todos los de mi edad», una situación que se ha ido repitiendo con las generaciones.

Beatriz, respondía a nuestras críticas a Iván Arévalo, nuestro productor. «No os metáis con Ivan. Yo tengo 36 años y también tengo la marca de la vacuna…».

Sonia, insistía en aquellas marcas en el brazo. «La vacuna que dice Isidro yo la tengo puesta y creo que es la de la viruela. Te daban además un líquido rosa. Y luego dolía…», comentaba nuestra oyente.

Cristina, rotunda, nos daba la razón. «Menudo boquete. No sé si te la ponían con aguja o con una escopeta…», ratificaba muy divertida.

Marta, abría un nuevo melón: la operación de anginas o «vegetaciones». «Yo me acuerdo que me operaron de anginas y lo pasé fatal. Luego me dieron helado y no había narices a meterlo en la boca… Era horrible, como una masacre, todo lleno de sangre». Gracias a los avances de la medicina esto hoy en día ya no es así…

Lo que parece claro es que la vacunación es el arma más importante que nos ha dado la ciencia para luchar contra esta terrible pandemia. Cuando te llamen, no te lo pienses: «Dame la vacuna, Larrodera»

MÁS SOBRE: