Lara Álvarez rompe a llorar en plena emisión de Supervivientes

Guss González

Este jueves, Mediaset emitía una entrega muy especial: la antesala de la gran final del Supervivientes. Sin que nos demos cuenta, el formato ha ido avanzando hacia su desenlace, llegando ayer al mítico cierre de La Palapa.

Este es un lugar muy especial para los concursantes, ya que desde allí nominan, visualizan videos y en algunas ocasiones incluso hablan con sus familiares. Como siempre, Lara Álvarez fue la encargada de despedir la emblemática localización, como ya viene haciendo desde hace siete años.

Durante la gala, la presentadora comentaba: «… ha llegado el momento de apagar esta Palapa y cerrar un nuevo capítulo en nuestras vidas», iniciaba su discurso de despedida.


En un momento, la modelo y presentadora aseguraba que «… aunque la emoción y los sentimientos están a flor de piel y las lágrimas quieran derramarse por nuestros ojos, hoy no voy a llorar». Una afirmación que finalmente no pudo cumplir, precisamente al explicar el esfuerzo y las condiciones del reality extremo con las que los participantes han estado lidiando desde hace tres meses.

 

Lara Álvarez, entre lágrimas

 

«Quiero sonreír para mostrar el orgullo que siento al formar parte de esta familia inigualable, y también el agradecimiento profundo que tengo a las personas que, después de siete años, me han vuelto a permitir ser parte de este programa, de este concurso que cambia vidas», explicaba con orgullo.

«Que se lo pregunten a los supervivientes que se cogieron un vuelo hace tres meses rumbo a estos cayos que les esperaban con la aventura de sus vidas. Pese a las condiciones durísimas, hambre, mosquitos, convivencia, debilidad física y mental… encontraron la conexión, aprendieron a valorar, la superación… y a recuperar ese yo que tanto nos empeñamos en ignorar», aseguraba.

Pero la presentadora no solo tuvo palabras de alago para las celebrities. También demostró su orgullo por todo el equipo humano que hace posible el reality: «… cambia la vida de todo nuestro equipo maravilloso, que se separa tres meses de sus familiares y sus seres queridos para entregarse en cuerpo y alma a este programa, a esta aventura que vosotros desde casa vivís como si estuvierais aquí», finalizaba rompiendo a llorar por sus compañeros.

MÁS SOBRE:

CONTENIDO PATROCINADO